La defensora del Pueblo, Gabriela Ramírez, repudió los hechos violentos cometidos por grupos de ultraderecha este lunes en distintos estados del país y condenó la intimidación contra autoridades del Estado.

“Este reconocimiento de las misiones (del que hablaba la oposición durante la campaña electoral) se tradujo en el día de ayer en el cierre de vías y violacion del texto constitucional”, expresó Ramírez en rueda de prensa.