En la tarde de este jueves 17 de enero, cinco emprendedores venezolanos que recibieron financiamiento de la banca pública reiteraron su compromiso para seguir construyendo la Patria Socialista, mediante el desarrollo de diversas actividades productivas y comerciales.

El acto de entrega de créditos a emprendedores, realizado este jueves en la sede central del Banco de Venezuela, en Caracas, estuvo encabezado por el vicepresidente Ejecutivo, Nicolás Maduro, el ministro para la Banca Pública, Rodolfo Marco Torres, y el ministro de Planificación y Finanzas, Jorge Giordani.

Con un gran sonrisa, Liria Ramírez recibió un crédito de 1.500 bolívares, con un tasa de interés de 14 %, para su negocio de manicurista.

Esta activista comunitaria del municipio Andrés Bello (estado Miranda) pertenece a una fundación para la atención de personas con discapacidad y necesidades especiales en su localidad, la cual cuenta con el respaldo de instituciones gubernamentales.

Liria también comentó que el Consejo Comunal de su comunidad lleva adelante la construcción de 50 viviendas y más de cinco proyectos socioproductivos, de electrificación, alumbrado y rehabilitación de calles y aceras.

“Lo que más deseamos es el regreso de nuestro Presidente (Hugo Chávez) para seguir marchando hacia adelante”, expresó con ahínco en su silla de ruedas.

“Esta es la Venezuela del trabajo, la Venezuela de Verdad, la Venezuela de todos aquellos que queremos que nuestro país progrese, que queremos que nuestros hijos, hijas, nietas y nietos tengan una Patria nueva. Liria es la Patria nueva”, resaltó el vicepresidente Maduro.

Por su parte, una comerciante independiente, con discapacidad auditiva, manifestó su profundo agradecimiento por la oportunidad que le brinda la banca pública de obtener un préstamo de 20.000 bolívares, con una tasa de 14 %.

Resaltó que la pérdida de su audición fue una limitante para estudiar y trabajar, por lo que con esfuerzo emprendió su propio negocio. Lamentablemente, el local fue devorado por un incendio. Cuando sentía que su mundo se había derribado, funcionarios de la banca social visitaron su negocio y le ofrecieron la oportunidad de un crédito.

“Esta es una oportunidad que recibo, no me voy a rendir”, dijo con lágrimas en los ojos, mientras se fundía en un abrazo con el vicepresidente.

“Aquí nadie se rinde, todos vamos con fuerza hacia adelante”, subrayó Maduro.

Por su parte, Alexander José Henriquez, maestro panadero y pastelero, destacó que “esta es una nueva oportunidad para seguir creciendo”.

“Quiero ser alguien grande en la vida y me están dando un respaldo, lo agradezco en el alma”, manifestó, tras la aprobación de un financiamiento por 40.000 bolívares para su negocio.

Industriales con corazón de Patria

A la empresa Venezuelan Heavy Industries, C.A (VHICOA) le fue aprobado un crédito por Bs 50.000.000. Su director, Luis Vandam, hizo énfasis en que “nosotros vamos retribuir 100 % este crédito”.

“Nosotros no estamos trabajando por la parte económica, sino porque creemos en nuestro país, porque creemos en nuestros obreros”, precisó.

Mencionó algunos de los proyectos en los que ha intervenido VHICOA: el viaducto de La Planicie – avenida Boyacá, el tercer Puente del Orinoco y la construcción de viviendas.

Asimismo, reconoció el esfuerzo y la excelente labor de PDVSA-Industrial, puesto que “han tomado empresas que estaban casi en la quiebra y las han puesto a funcionar”.

El vicepresidente Maduro recalcó que “éste es el camino verdadero de la producción y el trabajo, trabajo y más trabajo para tener una Patria productiva”.

Agregó que “aquí está el Banco de Venezuela respaldando a los industriales que de verdad tienen corazón de Patria”.

Por último, un joven de la Fuerza Armada Nacional Bolivariana (FANB) recibió un crédito para la compra de vehículo.

“Este es el plan que el Presidente ha orientado para apoyar a nuestra nuestra juventud militar, los soldados de la Patria. Tenemos una FANB que nos hace sentir orgullosos. Esta FANB es el verdadero Ejército del Libertador”, puntualizó Maduro.

 

Hacer un comentario.




Los comentarios expresados en esta página sólo representan la opinión de las personas que los emiten. Este sitio no se hace responsable por los mismos y se reserva el derecho de publicación.

Aquellos comentarios que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto y/o que atenten contra la dignidad de una persona o grupo social, este sitio se reservará el derecho de su publicación. Recuerde ser breve y conciso en sus planteamientos.