Internacionales

La organización política guyanesa Partido Progresista del Pueblo (PPP), liderada por el expresidente de ese país Donald Ramotar, emitió una declaración de prensa, difundida el pasado martes, en la cual cuestionan las acciones del Gobierno de su país en relación a la controversia con Venezuela por el tema del territorio Esequibo.

En el comunicado el PPP afirma que sigue “el rápido deterioro de las relaciones entre la República Cooperativa de Guyana y la República Bolivariana de Venezuela, desde el advenimiento al gobierno de la coalición APNU + AFC” (del presidente David Granger y el primer ministro Moses Nagamootoo).

Además, pide al gobierno – denominado por ellos de facto – que se sincere con el pueblo de Guyana e indique si su intención es cortar todas las relaciones con Venezuela.

El PPP indica además que el proceso de las Naciones Unidas está dirigido a resolver la controversia que surgió de la afirmación venezolana de que el Laudo Arbitral de 1899 está nulo y sin efecto, y recuerdan que el límite marítimo sigue siendo un problema a ser resuelto entre los dos países y requerirá diálogo.

No obstante, el PPP es de la opinión de que las diferencias sobre un tema no deben ir en detrimento de la construcción de fuertes relaciones de vecindad en otras áreas como el comercio y las relaciones entre las personas, dice la declaración de prensa.

Agregan que América del Sur está llena de temas fronterizos, “pero esto no ha disuadido a la formación de la Unión de Naciones Suramericanas (Unasur), que tiene como objetivo proporcionar una vida mejor para todos los ciudadanos del continente y resolver las diferencias de manera pacífica. Las relaciones comerciales también continúan entre estos países como debe ser”.

En el escrito, el partido del expresidente Ramotar afirma estar consternado “de que el acuerdo de arroz con Venezuela ahora está poniendo en peligro la vida de muchas personas que dependen de este sector en un ambiente de incertidumbre”, y alertan que el comercio de arroz entre ambos países comenzó a reducirse bajo la actual administración guyanesa.

También advirtieron sobre “el anuncio audaz hecho por el canciller Carl Greenidge de que no hay ninguna posibilidad de una reunión entre los presidentes David Granger y Nicolás Maduro, ya que no hay nada de que hablar”.

“Una vez más el PPP pide diálogo entre los dos Estados por lo que la normalidad en las relaciones puede ser restaurada, mientras que el proceso de la ONU aborda la controversia de una vez por todas”, finaliza la declaración del Partido Progresista del Pueblo.

Historia de una usurpación 

En la tarde de ayer, la canciller Delcy Rodríguez difundió a través de su cuenta en Twitter, @DrodriguezVen, una infografía junto al mensaje “#GuayanaEsequiba: historia de un despojo”.

En la imagen, compuesta por cuatro mapas de la zona en reclamación, se explica cómo ha sido la evolución de las acciones que sucesivamente han hecho perder a Venezuela grandes extensiones de territorio en el Esequibo, a través de las denominadas líneas Schomburgk.

Estas líneas, trazadas por Robert Hermann Schomburgk, quien estaba al servicio del imperio británico, hicieron que en los años 1835, 1840 y 1877 nuestro país fuese despojado de 4.920, 141.930 y 167.830 kilómetros cuadrados respectivamente.

 Foto: Archivo

(Ciudad Ccs)

 

Hacer un comentario.




Los comentarios expresados en esta página sólo representan la opinión de las personas que los emiten. Este sitio no se hace responsable por los mismos y se reserva el derecho de publicación.

Aquellos comentarios que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto y/o que atenten contra la dignidad de una persona o grupo social, este sitio se reservará el derecho de su publicación. Recuerde ser breve y conciso en sus planteamientos.